Menú
Juan Priego

Juan Priego

El Dr. Silberberg me ha devuelto la calidad de vida. Es un profesional en todos los sentidos y sumamente competente. Con un alto nivel de conocimiento científico, un compromiso ético y humano sin igual, se implica en su disciplina con el paciente y sus familiares. Mi historia empezó con una lesión del LCA  (Ligamento Cruzado Anterior) y su reparación  tras haber sufrido un accidente de esquí. Anteriormente había sufrido una rotura de menisco en la misma rodilla de la que me había recuperado. La vida se desmoronaba al pensar que no volvería a esquiar.

Había oído hablar del Dr. Silberberg, así que lo elegí para que viera mi rodilla. Me aterrorizaba la idea de someterme a una cirugía y las consecuencias que podría acarrear. Además me atormentaba escuchar que nunca más volvería a esquiar. Pero el Dr. Silberberg me inspiró confianza; sugirió la opción de una cirugía de reconstrucción de LCA seguida de un protocolo de rehabilitación especifico para mi lesión. Posteriormente contestó pacientemente a todas mis dudas y cuestiones sobre la intervención y la posterior recuperación. “Si quieres volver a esquiar dependerá de ti, no de tu rodilla”. Fueron las mejores palabras que escuché desde mi lesión.

La cirugía fue excelente. Con ayuda de muletas, el día después de la operación, salí casi caminando. Dedique tiempo a la rehabilitación. Esto ocurrió en junio. En invierno estaba nuevamente sobre mis esquís. Era increíble. No me lo podía creer. Nunca pensé que esto sería posible y creo que sin la ayuda y conocimiento del Dr. Silberberg, no lo hubiera conseguido. Estoy eternamente agradecida al Dr. Silberberg por devolverme la pasión por el esqui.”